MIOPÍA, ASTIGMATISMO, HIPERMETROPÍA

|
|
|
|

CIRUGÍA REFRACTIVA


Antecedentes

La cirugía refractiva es la intervención quirúrgica que modifica las dioptrías de un ojo con el fin de permitirle una mejor visión y evitar así la dependencia de gafas u otro tipo de corrección óptica, consideradas como protésicas y por lo tanto limitantes en muchas circunstancias de la vida.
 

|

Se considera que alrededor del 30% de la población requiere de algún tipo de corrección óptica, lo cual redunda en limitaciones laborales, económicas, estéticas y funcionales y por lo tanto se considera que una opción adecuada es lograr, por medio de un acto médico-quirúrgico, la solución definitiva a dicho problema.

Desde el año 1949, el Dr. José Ignacio Barraquer propuso una técnica que solucionaba defectos visuales de gran magnitud. Desafortunadamente no era posible corregir defectos menores (que son los más comunes) y se optó por realizar cirugías mediante el uso de cuchilletes de diamante, presentándose entonces una gran cantidad de complicaciones inherentes al procedimiento.

Con el advenimiento del Láser, se retomó la técnica de Barraquer y se perfeccionó, lográndose la ahora llamada LASIK (Queratomileusis In Situ Asistida con Láser), con la cual se reducen notablemente las complicaciones y se logran resultados muy precisos y duraderos.
 

     

VIDEO

 
  CLIC EN IMAGEN
  Demarcación -
     

Mediante un marcador tinturado con violeta de genciana, se imprimen unas marcas sobre la cornea con el fin de alinear el lentículo obtenido, al final de la cirugía, garantizando así un resultado anatómico óptimo.

La Cirugía

Se trata de un procedimiento ambulatorio de 10 minutos de duración (si se operan los dos ojos), realizado bajo el efecto de anestesia tópica (gotas anestésicas) y utilizando la más alta tecnología disponible de Láser Éxcimer, cuyo efecto es local y no produce efectos secundarios.

Se desarrolla en una sala de cirugía con todos los requerimientos técnicos y de esterilidad necesarios y con personal capacitado para este fin.

Una vez concluido el procedimiento se aplican gotas anti-inflamatorias y antibióticas y se da salida al paciente con la protección de unas gafas oscuras. Dicho paciente sale por sus propios medios y puede sentir apenas algunas molestias de tipo ardor o sensación de cuerpos extraños en los ojos. No debe sentir nunca dolor. Éste procedimiento es indoloro el el postoperatorio favoreciendo el hecho de que el dolor sea pues un indicador de que algo no va bien.

Las complicaciones y riesgos están relacionados con los cuidados que se tengan en el postoperatorio, los cuales son evitar y protegerse de golpes y contacto con los ojos, así como no sumergirse en piscinas durante un lapso de dos semanas.

Por otro lado, quien sea considerado apto para la cirugía, tendrá una posibilidad casi absoluta de cumplir los objetivos planteados.

Durante la cirugía se lleva a cabo un riguroso plan de seguridad que obliga al cirujano a abortar el procedimiento en el caso en que se detecte alguna anomalía. Esto permite que el paciente cuente con un ojo protegido permanentemente y tenga la seguridad de que va a conservar la visión y el ojo en el transcurrir quirúrgico y no va atener pérdidas que tenga que lamentar.

Adicionalmente se seguirá un riguroso control postoperatorio que garantizará una evolución satisfactoria. Estos controles exigen la visita oftalmológica al menos 24 horas después, 5 a 8 días después y un mes después (éste último puede obviarse en caso de pacientes del exterior).

EL paciente podrá volver a sus actividades habituales al día siguiente de la intervención cuya incapacidad es mínima.

         
         
  VIDEO
  CLIC EN IMAGEN
   
      Microquerátom  
 
       
     

Mediante este aparato, se realiza un corte que permite obtener un lentículo de 130 micras de espesor, dejando al descubierto el centro del espesor corneal o estroma, compuesto de colágeno, donde caerá el láser y efectuará la corrección.

       
       
         
      VIDEO  
  CLIC EN IMAGEN
   
  Levantamiento del lentículo
 
     

Mediante una espátula se separa el lentículo, dejando expuesto el colágeno del estroma para finalmente colocar sobre él, el láser. Nótese la textura del colágeno.

 
       
   
|
|

||

_______________________________________________________________________

HOME  |  CURRICULUM  |  CIRUGÍAS  |  INVESTIGACIONES  |  ARTÍCULOS  |  F.A.Q.  |  ENLACES  |  CONSULTORIO  |  CONTÁCTEME

COPYRIGHT @ 2002-2004 ZOILOCUELLAR.COM  ALL RIGHTS RESERVED

DISEÑO & MANTENIMIENTO:  SUSMEDICOS.COM