ARTÍCULOS RECOMENDADOS DE MEDICINA ESTÉTICA LÁSER

 
 
     

 

ELIMINAR LAS VERRUGAS PERIUNGUEALES CON LÁSER

 
   

QUITAR VERRUGAS CON LÁSER

 
 

ADRIÁN RÍOS, M.D.

  Cirujano especialista egresado de la Pontificia Universidad Javeriana  y  Profesor de Medicina Estética y láser. Universidad del Rosario, Bogotá, Colombia  
Director
Uniláser Médica
Bogotá, Colombia
_______________________________________________________________________
 
 
 
 
___________________________________________________________________________________________________________

El uso del láser para eliminar las verrugas periungueales es una de sus mejores indicaciones. Con el láser de CO2 y el láser de Erbio-YAG se puede delimitar las zonas ocupadas por las verrugas periungueales evitando eliminar tejido sano del dedo y la uña. Si verrugas periungueales no afectan las porciones de crecimiento de la uña, no la deforman y por consiguiente, el objetivo sería eliminar el tejido afectado preservando la uña.  

Sin el láser, las verrugas periungueales a menudo se extienden a causa de eliminar tejido afectado de forma insuficiente. Eliminar por completo la lesión es más posible con el láser debido a que se controlan profundidad y bordes laterales. 

Las verrugas periungueales requieren una intervención quirúrgica exacta la cual es facilitada con el uso del microscopio. La recurrencia aparecerá cuando el control del procedimiento no se facilite. 

Se debe controlar la profundidad y extensión de la lesión. La profundidad extrema con cualquier método podría afectar el hueso, la matriz de la uña y la forma del pulpejo. Asegurar márgenes laterales es primordial debido a que los virus colonizan la piel vecina sin crear lesiones visibles por al menos 9 meses. La inoculación experimental de virus HPV 1 requiere entre 2 y 9 meses para que clínicamente se observe la verruga (Citado del Texto de dermatología de Fitzpatrick, Tomo 2 página 2613, Cuarta edición)  

De todo lo anterior tenemos que tener en cuenta en la importancia del seguimiento posterior al procedimiento. La zona intervenida debe ser observada en lapsos de tiempo cada vez más espaciados en la medida en que no se observen recurrencias. A la menor duda se recurriría a una sesión de terapia fotodinámica la cual tiene la virtud de identificar más células afectadas que tejidos comprometidos. La presencia de recurrencia franca sin causar inflamación indicará que el cuerpo no conoce el virus y la verruga persistirá. Si aparece inflamación en una zona de recurrencia significará que el cuerpo aprendió y ya puede controlar el virus. El cirujano podría escoger el método más adecuado a su alcance y deberá mantener el control hasta que se evidencie que la lesión no reaparece en 9 meses.

______________________________________________________________

ADRIAN RÍOS, M.D.

Clic <AQUI> para entrar a su página web

UNILÁSER MÉDICA

Clic <AQUI> para otros Artículos

 

 

 

 

 

CLIC para acceder al motor de búsqueda que mejor le ayudará Copyright @ 2001-2009 SusMedicos.com  ALL RIGHTS RESERVED

CLIC AQUI para entrar al Buscador más importante del mundo

       Diseño y Mantenimiento: SusMedicos.com
QUALITY MED LTDA.

 

Última modificación: Septiembre 15, 2009